¡Deja un comentario!

Comentario

  1. Querida Rosa, acabo de conocer tu blog y entre las pocas cosas que me ha dado tiempo a leer he encontrado una referencia tuya a los errores cometidos en la redacción de noticias publicadas en los portales taurinos. Es cierto que tienes razón, pero me ha sorprendido que tú, viniendo del mundo de los portales taurinos si no me equivoco, y sabiendo la rapidez con la que se elaboran las noticias tires piedras contra tus antiguos compañeros. No sé si el que hayas trabajado en dichos portales taurinos tiene algo que ver con que haya necesitado leer sólo una línea de este blog para encontrar una falta de ortografía. Aunque no te lo voy a subrayar en rojo, creo que es necesario que sepas que deberías de haber escrito por qué en lugar de porqué, ya que su función gramatical en la oración no es la de un sustantivo (porqué) sino la de una expresión utilizada para preguntar indirectamente, compuesta por preposición y pronombre interrogativo.
    Con esto sólo quiero decirte que se pueden hacer cosas más provechosas en un blog que criticar lo mal que hacen algunos las mismas cosas que nosotros hacemos igual de mal.

  2. María, tranquila, que no iba por ti, y agradezco que te dejes caer por aquí. Ya me sé tu peli.
    Sólo un matiz, compañeros, en el mundo de la información taurina, me temo, tuve pocos. Mi falta no es exactamente de ortografía, la tuya tampoco.
    La cuestión es que la inmediatez, como bien sabes, no está reñida con la calidad. Más aún cuando en internet se puede (y debe) editar cualquier error.
    Lo del final, déjalo estar, me refiero a “cosas más provechosas”. Por supuesto que sí, que se pueden hacer, esto sólo es un divertimento. Lo primero es la crítica a una misma y las encajo, acepto y agradezco. ¿Qué tipo de progreso hay sin cometer errores? ¿Qué significa ese “nosotros hacemos igual de mal”? Un periodista siempre está sujeto a críticas. Desde el momento en que publica, lo sabes, lo aceptas y es parte del juego.

  • Contenido relacionado por Etiqueta