¡Deja un comentario!

Comentario

  1. ¡Dios! Miedo me dan, porque te confías y zas, un abrasador calor te deja la lengua destrozada y ya no sientes el sabor del resto de la comida

  2. Pimientos de padrón, uno pica y otro no, no?? Hola Rosa, he llegado a tu blog bicheando por ahí y las fotografías que me he encontrado me han sido muy gratas, me han reordado a mi último viaje, que no fue Galicia, sino Asturias. Pero sobre todo esa imágen de la carretera en León… Saludos!