en América Latina existe, Argentina, Buenos Aires y otras debilidades, Economía

Sin ‘cash’ en Argentina

En Argentina apenas hay monedas. O no las que debería. Parece un problema menor, pero hace que los autobuses funcionen mal. Cuando Josechu les habló de la tarjeta que usan en Gijón fliparon, pero nos decían que como hay varias compañías y algunos autobuses no eran de la ciudad, era complicado hacer el cambio.

En mi opinión, faltaba voluntad política para hacerlo y diálogo entre empresarios y políticos de diferentes signo.

El problema es que los buses sólo aceptan monedas, pero no las hay. Así que sin monedas no vas en bus. En el metro comienzan a promocionar los abonos y billetes de varios viajes, porque un día tuvieron que hacerlo gratis.

En las tiendas no te lo quieren cambiar tampoco. De hecho, te quieren dar caramelos en lugar de lo que te deben. Si compras algo pequeño sólo para cambiar directamente no te lo venden. Quise ir al cine en Recoleta y me costaba 20 pesos. No aceptaban un billete de cincuenta y tuve que pagar con tarjeta. Ilógico, casi absurdo, pero real. Eso o me quedaba sin entrar al cine.

La tesis defendida con las monedas más pequeñas es que el valor del metal ha superado el valor nominal y les sale mejor fundirlas. El hecho es que bastante gente me dijo que hay algo así como tráfico de monedas promovido por las propias compañías de transporte. Por 140 pesos te llevan 100 monedas de peso a tu domicilio. En los bancos sólo te cambian 5 pesos al día; es decir, te tragas toda la cola para tener cinco monedas.

Los cajeros no dan, al menos a los de fuera, más de 500 pesos por día (como 120 euros). Y se mantienen ciertas restricciones de circulación de dinero. La sensación general es que falta ‘cash’ y, para colmo, los mismos que lo veían como la solución para «el corralito», ahora piden que se devalúe más el dinero para poder exportar.