en Salamanca y otras charradas

Mi Salamanca

Quod natura non dat, Salamantica non praestat.

La tuna lo reinterpretó:

Quod natura non dat, Salamantica tuna praestat.

Salamanca es una ciudad diferente. Aún recuerdo nuestro personal homenaje a Farina, cantando el «Salamanca, campero» en el balcón cuando jugábamos al «Okalimotxo».

Veo que en internet hay algo mejor que la clásica guía de Salamanca, sino algo mejor, un blog contando los entresijos de la misma, su actividad, bares, hoteles, actos culturales… Salamantica nace en la red.