Eskup en iPhone e iPad

Como dice @huahe, comenzó con un «¿se podrá?» y ha demostrado que se puede.

Eskup ya está disponible en la AppStore. Funciona como un tiro con iPad. Con iPhone mola todavía más porque permite subir fotos y enviarlas a Twitter y Facebook. Es lo último que le faltaba a la herramienta periodística y social de EL PAíS.

¿Te lo has descargado ya? Yo sí, lo usé para contar el chiste de Andreu Buenafuente sobre el Real Madrid durante la presentación de la Nintendo 3DS.

La Ley Sinde, sin paso atrás

Ha sido oscurantista. Un proceso sin dejar sitio al debate, con la Navidad ahí mismo, sin poder tomar el pulso a la sociedad. Entristece que los políticos funcionen así.

No quiero tampoco que nadie piense que lo de bajarse todo es libertad. No. Al contrario, creo que se debe respetar a los creadores e incentivar que lo sigan siendo. Lo fácil es un post como este sería ponerse el lado más radical. Decir que sí a todo, que barra libre y a descargar.

Estoy segura de que mucha gente como yo está dispuesto a pagar por descargas, por ver series, por leer libros pero de una manera mucho más justa. Más oferta, mejor contenido, posibilidad de moverlo entre formatos. En definitiva algo acorde a los tiempos.

No nos engañemos el problema no es tanto de educación como de la industria. De un sistema de explotación anclado en el pasado, en el que la tecnología no se tiene en cuenta.

En Eskup hemos creado un tema para seguir el minuto a minuto con las reacciones y pasos que tenga la más que probable aprobación de esta ley.

Pd.: Este argumentario me parece un insulto a la inteligencia.

HTC Desire HD: el android más potente

Lo admito: sigo amando a mi iPhone, aunque cada vez me gusta más ponerle los cuernos con Android 2.2 (sobre todo con esa versión). En el Desire es una delicia. Hasta puedo subir fotos a Eskup con el navegador. Algo imposible con otros terminales.

He estado probando el Desire HD, el terminal Android con características técnicas más avanzadas. Al margen de un peso excesivo y algún que otro fallo de diseño, hace muy difícil mantener mi corazón fiel al iPhone 4.

EBE 10: más grande, con el mismo sabor

Nada que ver este EBE, mucho más concurrido con el de hace cinco años. Crece, crece y crece.

Lo he vivido más y mejor que el año pasado. He descubierto cosas interesantes y en la sala principal disfruté con el repaso de Antonio Ortiz. Me han parecido un acierto las mesas de blogs temáticos.

Todo esto por no hablar de lo mucho que se aprende cuando Carlos Barrabés comparte experiencias. El reencuentro con Joaquín Ayuso también ha tenido su punto.

Sevilla es un gran complemento para una desvirtualización masiva. EBE tiene más de comunidad que de contenido. Al menos, este año, me ha falta un gran ponente como cuando vino Biz Stone. En todo caso, es una crítica menor. Lo importante es que se mantenga la esencia.

La polémica entre la fiesta oficial y la paralela la viví por Twitter. Nos tocó cumbre de 1001medios para decidir si es mejor regalar chapas o camisetas. No penséis que es una decisión fácil. :P

La experiencia de hacer Eskup a ocho manos (Ana Alfageme, Moeh Atitar, Adrián Segovia y servidora) ha sido de lo más positivo.

Casi un mes de ESKUP

Como quien no quiere la cosa, casi sin darnos cuenta ESKUP se ha convertido en una rutina más, en una red social para contar noticias, estar a la últimas y comentar la actualidad.

También para estar al tanto de qué se cuece en el mundillo de Internet móvil, o para echar unas risas con el peculiar mundial de Forges.

Después de esta fugaz aventura reaparezco full time (con una ‘miajita’ de tiempo para los toros) a Tecnología, mi sección favorita.