Avatar: épica y lírica en un mundo sin igual

‘¿Fila 2? ¿No queda otra?’

No se notó. 164 minutos que enganchan de principio a fin. Necesito leer la crónica de Tormento pronto, me intriga. Me la recomendaron antes Gregorio Belinchón y Jordi Minguell.

Avatar es cine, da igual la tecnología. Es un paso más allá en la capacidad de dar vida a los dibujos como ya dejó ver Wall-E.

Avatar = ET + Braveheart + Fern Gully+ Alien (no sólo por la Sigourney Weaver) + alta tecnología.

Los 11 euros de la entrada merecen la pena. Mi primo se pasó un rato intentando coger con sus manos las lianas de la selva.