Miyamoto, el Walt Disney del videojuego

En Wired tuvieron 90 minutos. A nosotros nos dieron 45. Supieron a poco. 180 minutos lo habría sido igualmente. El interés es máximo. La simpatía también.

Shigueru Miyamoto nos hizo comer setas para tener más vida, o ver todo más chiquitito, sacar monedas de cajas con la cabeza, creernos fontaneros, volar como mapaches y sumergirnos como hombres-rana en una charca… Shigueru Miyamoto es el padre de Mario Bros. (Y de Nintendogs, y de Donkey Kong y…)

A pesar de que nos quedó para una página entera, alguna pregunta se quedó por publicar:

Pregunta: El terremoto y el posterior tsunami en Japón, ¿su compañía se ha visto dañada
de alguna manera?

Respuesta: Gracias por su interés. Por supuesto, nos ha afectado. También, a muchos,
en lo personal. Nuestro plan de producción creemos que se podrá mantener.

P.: ¿Encuentra diferencias entre las preferencias del mercado europeo, japonés y
norteamericano?

R.: En general, en Estados Unidos piden juegos con retos; con más metas y dificultad.

Noli le entrevistó para Zoom Net. Me contenta verme en el espejo.

¿Cómo vivir de hacer videojuegos?

Idéame ha sido una sorpresa. El máster que dirige Pedro González en la UCM, más todavía. ¿Cómo gestionar el talento de unos jugones para convertirlo en su futuro profesional? Con paciencia y un guión claro.

Me llama la atención cuando Pedro dice que más que motivar a sus estudiantes lo que hace es encauzar su entusiasmo hacia el desarrollo del videojuego.

Uno de los aspectos más importantes es que motiven a los chavales para emprender por su cuenta y no solo esperar a que llegue un señor con dinero.